Lumbalgia & Ciática

Se estima que el 50% de los habitantes de los países industrializados de occidente sufrirán de dolor de espalda en algún momento de sus vidas. En el Reino Unido un millón de pacientes acuden a la consulta medica cada año para tratarse el dolor de espalda y cada año se pierden varios millones de días de trabajo por el dolor de espalda.

Entre los 30 a 60 años de edad suelen experimentar dolores de espalda surgidos del espacio intervertebral, tales como una hernia discal lumbar o la discartrosis, o causados por una distensión de un músculo de la espalda o de otra parte blanda..

La electro acupuntura, así como el tratamiento combinado de láser y acupuntura han demostrado una gran validez para el tratamiento de los dolores de espalda y el tratamiento de hernias y protusiones discales, ya que ambos sistemas produce un aumento significativo en los niveles de Adenosina provocando un bloqueo de la señal nociceptiva local del dolor y aumenta los niveles de los factores angiogénicos y neurotróficos aumentado la regeneración tisular en la zona.

Los síntomas de la lumbalgia son:

  • Dolores fuertes o sordos en la parte inferior de la espalda que empeora con el movimiento a al levantar cargas.
  • El área afectada es dolorosa a la palpación.
  • Dificultad para moverse que puede ser lo suficientemente grave como para impedir que el paciente camine o se ponga de pie.
  • Dolor que no se irradia por la pierna o un dolor que también pasa por la ingle, la nalga o la parte superior del muslo, pero que rara vez llega debajo de la rodilla.
  • Espasmos musculares.
  • Área donde se localiza el dolor es dolorosa con la palpación.
  • Enfermedad cardiovascular.
  • Cardiopatía coronaria.

Los síntomas de la ciática son:

  • El dolor es persistente y puede llegar a durar hasta semanas.
  • Es un dolor más fuerte que el producido por una lumbalgia.
  • El dolor de la parte inferior de la espalda, si es que se manifiesta, no es tan grave como el dolor de la pierna.
  • Dolor constante en una nalga o en una sola pierna, pero rara vez en el los lados derecho e izquierdo.
  • Dolor que nace de la parte inferior de la espalda o de una nalga y continúa por la  por la parte posterior del muslo y hasta la parte inferior de la pierna y del pie.
  • Dolor que se alivia cuando el paciente se recuesta o camina, pero que empeora al ponerse de pie o al sentarse.
  • Dolor ciático que generalmente se describe como un dolor punzante o agudo, en vez de un dolor sordo. Puede acompañarse de debilidad, adormecimiento y dificultad para mover la pierna y el pié.
  • Algunos experimentan una sensación de hormigueo, de adormecimiento o de debilidad, o bien una sensación de hormigueo que baja por la pierna.

¿Quieres saber cómo funciona este tratamiento de forma más detallada?

Tratamientos Individualizados y Personalizados.

Higiene y seguridad garantizadas.

Seguimiento continuo del tratamiento.

Diferenciación de síndromes incluida en la primera sesión.

Acércate a conocernos

Pásate a conocer nuestras instalaciones y si tienes alguna duda sobre algunos de los tratamientos de nuestro catálogo te la resolveremos sin ningún compromiso.

A qué esperas

¿Te apetece probar este tratamiento? Llámanos al 644 19 11 19 y reserva tu cita o solicita más información sin ningún compromiso.

No te arrepentirás